URIDU Salud Familia Trabajo

¿Por qué las personas abusan del alcohol y de las drogas?

Muchas personas terminan abusando del alcohol o de las drogas como una forma de escapar de los problemas que tienen en su vida. Toda clase de personas hacen esto. Pero es más probable que las personas cuyos padres abusaron del alcohol o de las drogas traten de resolver sus problemas de la misma manera. Esto se debe a que es posible que una ‘debilidad’ para abusar del alcohol y de las drogas se transmita de padres o madres a hijos o hijas. Y cuando los niños o niñas observan a sus padres usar alcohol o drogas para escapar de sus problemas, ellos aprenden a hacer lo mismo.

El abuso del alcohol y de las drogas es común también entre las personas que no tienen ninguna esperanza de cambiar las condiciones miserables de su día a día. Las personas que se ven forzadas a abandonar sus hogares o que están enfrentándose a situaciones desesperadas - como la pérdida de su trabajo o de su forma de ganarse la vida, la pérdida de algún pariente, o el abandono de parte de su pareja - también corren un mayor riesgo de abusar de las drogas o del alcohol. Las mujeres muchas veces comienzan a abusar del alcohol o de las drogas porque piensan que no tienen ningún control sobre su vida - o ninguna capacidad para cambiarla. Quizás sientan que dependen o están a merced de su pareja o de los varones de su familia. Y si las mujeres ocupan un nivel bajo en la comunidad puede ser difícil que se valoren a sí mismas. Desgraciadamente, las drogas y el alcohol generalmente empeoran estos problemas, de manera que las personas se sienten aún menos capaces de mejorar su vida. En vez de buscar maneras de mejorar su situación, la mayoría de las personas que abusan del alcohol o de las drogas desperdician su tiempo, su dinero y su salud tratando de evitar o de olvidar sus problemas.

Cuando una persona abusa de las drogas o del alcohol, tanto su mente como su cuerpo pueden comenzar a sentir una necesidad irresistible de usar la droga. Cuando la mente siente esta necesidad, a esto se le llama dependencia. Cuando el cuerpo de una persona siente una necesidad tan fuerte de usar la droga que la persona se enferma sin ella, a esto se la llama adicción física. Una vez que una persona se vuelve adicta, necesitará cada vez más alcohol o drogas para sentir los mismos efectos.